08 febrero, 2009

Quiquiricosas

Nuevo álbum ilustrado de Diálogo Infantil, en esta ocasión "Quiquiricosas" con versos de Juan Clemente Gómez y las ilustraciones de Emilio Urberuaga. Se presenta el día 24 de febrero en Elche (Elx) a las seis de la tarde en el Salón de actos de la CAM. Juan ha tenido la gentileza de poner en la invitación un fragmento de la reseña que he escrito del libro para la revista Educación y Biblioteca y que aparecerá en abril:

Este libro de poemas juguetones y cantarines se inscribe en una interesante colección de álbumes que no han pasado desapercibidos, Diálogo Infantil, libros muy ilustrados. Como novedad de la misma editorial se presenta La hormiga viajera de Alonso Palacios con ilustraciones de Javier Olivares. Diálogo Infantil, editorial modesta sólo en volumen de producción, con varios premios en su haber, está consiguiendo la atención del público y un merecido prestigio en el panorama de la edición de álbumes por la seriedad y la calidad de sus propuestas, algunas exportadas a México, Corea o Estados Unidos. En general, son las pequeñas editoriales como ésta las que están sosteniendo los proyectos más novedosos, el espíritu de los álbumes y posiblemente la supervivencia de los mismos. Una de las claves de su proyección editorial es el cuidado y el interés exquisito por la ilustración y producción, que cuenta en la dirección de arte con el reconocido creador gráfico Miguel Calatayud, plena garantía de una labor minuciosa y profesional con un sentido estético de gran nivel. Son libros donde las ilustraciones adquieren un peso significativo y se complementan de manera armónica y equilibrada con textos valiosos en una diversidad de estilos que enriquecen el conjunto de la colección. Libros, según indica su editor Vicente Vilana, para contemplar en compañía, para compartir, para demorarse, para gozar de los colores, olores y sabores que sus autores dejan en cada trazo, en cada tonalidad mestiza, en cada imagen de original perspectiva, en cada metáfora, en cada guiño a los sentimientos, en todas las situaciones que nos proponen para el disfrute y, por qué no, para la reflexión.
Decía Julio Cortázar que toda poesía que se precie es juego. Quiquiricosas es, ya desde el mismo título, juego y divertimento poético. Una feliz conjunción entre la sonoridad de las palabras, el ritmo y el cosquilleo que produce la rima, propuesta lúdica que recoge recursos propios del lenguaje y de las canciones a través de la poesía, con los ecos y las estructuras poéticas de la tradición oral. Juan Clemente Gómez compone un poemario risueño y alegre con la rima, el ritmo y la música como protagonistas singulares que recuerdan las retahílas para echar a suertes, las adivinanzas o las canciones de corro y comba. Todo ello sazonado con el sentido del humor que compone en versos divertidos a través de los malabarismos del lenguaje, que otorga a quienes se acercan a la literatura de manera creativa, sensible e inteligente.
Libro para toda la familia que los adultos pueden disfrutar tanto como los propios niños, situado en una etapa en el desarrollo poético de la infancia donde el lenguaje es objeto en sí del propio juego, puro placer de jugar por jugar con el gozo que producen las palabras. Las ilustraciones de Quiquiricosas son el complemento perfecto de la frescura y el humor de los poemas, aportando imágenes lúdicas y desenfadadas que se integran perfectamente con los versos, con la gracia, el buen hacer y la calidad que Emilio Urberuaga posee y nos tiene acostumbrados.


Pedro Villar
Maestro y escritor

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 
;